viernes, 17 de noviembre de 2017

Mi familia

Mi casa tiene una valla que no se sabe si está puesta para que no entren los de fuera o no salgan los de dentro. Eso sí, como cualquier otra casa, está decorada por un montón de recuerdos. Entre ellos hay sabinas, aquella orilla del río, avutardas, comadrejas, otra tarde a los cuatro vientos, melones sin etiqueta, la voz apasionada de mi abuelo compartiendo cien historias antes de irse a dormir... Porque puede que no tuviéramos mucho dinero, pero a cambio teníamos muchísima imaginación.
Mi FAMILIA también tiene alguna valla. Al fin y al cabo, ninguna es ni será perfecta. Quizá para la mía habría pedido más mimos de papá y menos de mamá. Eso sí, como cualquier otra, ha hecho siempre posible que aun viviendo lejos me sintiera cerca. Estar donde estés. En las alegrías, a sabiendas de que no pueden ser huecas; y en las penas, que llorar solo parece muy triste. Ser familia es ser equipo: si gana uno, ganamos todos. De su mano aprendí que cada vez que compartimos lo que somos, al igual que en los cuartos crecientes, crecemos. Y lo hacemos desde el amor, en valores, como personas.
Siempre que nos cuadre a todos, procuramos compartir cada día al menos una comida. Es nuestro espacio común. Cuando te hayan pasado cosas buenas, pero sobre todo muy malas, exponlas en la cena. Entre platos, incluso los silencios resultan constructivos. Porque cualquier decisión que se toma en familia, hace más familia.

Nota: Párrafo incluido en el relato titulado Mi moneda en tu pozo, incluido en mi libro Catoce lunas llenas.

jueves, 16 de noviembre de 2017

En el Día Mundial en Recuerdo de las Víctimas de Accidentes de Tráfico

Este próximo domingo 19 de noviembre se celebra el Día Mundial en Recuerdo de las Víctimas de Accidentes de Tráfico. En mi caso, será una jornada de reflexión obligada. Perdí a mis padres en aquella Nacional-II porque tuvieron la desgracia de cruzarse con un joven que bajo los efectos del alcohol confundió el asfalto con una pista de discoteca... Perdí a mi padrino porque, mientras socorría a otro accidentado, un camionero con exceso de velocidad embistió a su ambulancia en una recta de Benavente... Perdí a ese amigo de infancia porque en cierta curva gallega se quedó dormido el conductor con el que viajaba... Tristemente, esos accidentes de tráfico han marcado mi vida. Detrás de ellos hubo siempre algún despiste, alguna negligencia, algún delito de otros insuficientemente pagado.
Por fortuna, sé que mis padres, mi padrino Gonzalo y mi amigo Ángel siguen estando conmigo. Y es que percibo su presencia cada día en los pequeños milagros que me suceden a modo de casualidades.

miércoles, 15 de noviembre de 2017

"Catorce lunas llenas" según José Luis Alonso

He leído Catorce lunas llenas y entiendo que le concedieran el premio Carta Puebla en su modalidad de libro de cuentos. Dentro del marco actual y del desgarro que sufren las personas de diferentes continentes se encuentra uno con el cuento como un bálsamo de supervivencia.
Lo empecé a leer y me atrapó.

Nota: Cita realizada por el escritor leonés José Luis Alonso (autor del libro Historias de la Prazuela), a propósito de mi obra Catorce lunas llenas.

viernes, 10 de noviembre de 2017

Lunas en el Día de las Librerías y en los Bibliobuses de León

En este Día de las Librerías quisiera felicitar sinceramente a todas las personas que trabajan en ellas por su incesante labor en pro de la Literatura. Aun cuando en la pasada edición participé en esta fiesta impartiendo una sesión de cuentacuentos a propósito de mi obra Catorce lunas llenas, esta vez lo haré acercándome a alguna y adquiriendo ese libro que aún sigue pendiente. Y de paso, compartiré que gracias al apoyo del Instituto Leonés de la Cultura, dicha obra se encuentra también disponible en los bibliobuses que cubren con su servicio la provincia de León.
Mil gracias a todos y, como siempre decimos los cuentistas, nos seguiremos contando.

martes, 7 de noviembre de 2017

"Catorce lunas llenas" según Anna Val

"Realmente siempre soñé con ser médico y en el camino me topé con la Literatura", ha escrito el autor en su maravilloso libro Catorce lunas llenas. La Literatura, la buena e inteligente literatura que escribe Manuel Cortés Blanco, al igual que la Medicina, cura, sana, alimenta el alma y reconforta la mente. Una maravillosa descriptiva, elegantes ilustraciones.
Manuel Cortés Blanco nos invita a compartir sus fascinantes viajes. Viajes por este mundo, a veces tan olvidado, a veces tan extraño. Nos invita a mirarlo desde su corazón, y desde su corazón nos anima a aprender aquellos valores que ya no recordamos.
Gracias Manuel, por recetarnos la Luna y recordarnos que al igual que este mágico astro, nosotros, la Humanidad, también somos parte del Universo. Este universo tan mágico en el que nosotros, la Humanidad, nos empeñamos cada día un poco en matar esta magia.

Nota: Reseña realizada por la escritora e ilustradora Anna Val, a propósito de mi libro Catorce lunas llenas.

lunes, 30 de octubre de 2017

Vivencias esotéricas

Ayer mismo me lo preguntaba una lectora: "¿Se gana mucho con esto de los libros?". "Muchísimo", le respondí yo, lo que pasa es que en mi caso las ganancias no son en dinero, sino en vivencias.
Escribir me ha permitido conocer personas y espacios extraordinarios. Los últimos, este pasado fin de semana, con motivo de la II Feria Mundo Esotérico de Terapias Complementarias celebrada en Fabero. Allí descubrí la simpatía y el foto caos de Moñi, la homeopatía clásica de Hannah, la profesionalidad y morfopsicología de Philippe, la música de ese chamán llamado Maikel, la alegría danzando y la resonancia vibracional de Ooruk Sambho... Han sido, sin duda, dos días distintos en los que no he dejado de sumar vivencias. Y en los que lucieron mis Catorce lunas llenas, que casi sin pretenderlo se convirtieron en el libro más solicitado de este encuentro.

martes, 24 de octubre de 2017

II Feria Mundo Esotérico de Terapias Complementarias de Castilla y León

Del viernes 27 al domingo 29 de octubre, en horario de 10 a 20 horas, se celebrará en el municipio berciano de Fabero la II Feria Mundo Esotérico de Terapias Complementarias de Castilla y León. En ella, además de disfrutar de un entorno natural incomparable y de apuntarnos a alguna de sus actividades (desde talleres sobre instrumentos chamánicos a conferencias sobre plantas medicinales, además de música folk o una visita a su Museo Minero), presentaremos con stand propio nuestro libro Catorce lunas llenas. De hecho, parece probable que en estos días agotemos incluso su segunda edición. Y es que por allí estará también Lolo, su genial ilustrador, quien de seguro pintará un dibujo a cada dedicatoria.
Fabero esotérico: una Feria para vivirla, otro Mundo por descubrir.