miércoles, 4 de julio de 2012

Un decálogo de vida

Tras unos días inolvidables por Andalucía, donde no faltó el humor ni el calor, presento en esta entrada el decálogo de vida de Mercedes, una de las hermanas protagonistas de Siete paraguas al sol. Y comparto con vosotros que lo hago mío.
1. No hay cambio bueno con prisas.
2. Aceptar el miedo te hace más fuerte.
3. Solo podrán vencerte si te das por vencido.
4. La salud es como las fortunas; la única manera de conservarla es no malgastarla.
5. Cuando vienen mal dadas, sacamos lo mejor que hay en nosotros.
6. No existe peor obligación que la que uno mismo se impone.
7. Cuanto repetimos con frecuencia, lo acabamos vaciando de sentido.
8. Nunca combatas demasiado tiempo con un mismo rival.
9. No te tomes tan en serio. Nadie más lo hace.
10. El amor es un misterio que se nos va revelando a lo largo de la vida.
Y ese epílogo que define perfectamente su estancia en Nueva York: ¡que tu libertad no se quede en una estatua!

2 comentarios:

aventarte dijo...

Me alegra saber que has disfrutado de tu viaje al sur.

El decálogo es maravilloso, debería ser de obligado cumplimiento.

Un beso.

Ana

Manuel Cortés Blanco dijo...

Hola Ana:
Mil gracias. Aunque nos hizo mucho calor, lo pasamos fenomenal. ¡Cádiz y Sevilla son siempre una garantía! Y en cuanto al decálogo, a mí también me gusta.
Nos seguimos contando.
Buen finde, mil sonrisas y otro besico ya desde el norte.

Manuel.